sábado, 1 de junio de 2013

Los 8 niveles de Caridad


Para cerrar el mes de mayo, con nuestro reto de “Dar es mejor que recibir”, os invito a leer sobre los 8 niveles de caridad del judaísmo. Vienen muy al cuento de nuestro reto, y resulta que sin decirle yo nada, ayer viernes, que Babymaker viene a mediodía y yo le espero para comer juntos mientras el peque echa la siesta, se pone a contarme que había estado leyendo sobre este tema. Como cierre del reto, me gustaría contaros sobre este tema, ya que me ha parecido muy interesante.
Resulta que el judío español conocido como Maimónides (Moshé ben Maimón o Musa ibn Maymun) nacido en Córdoba en el año 1.135, redactó en la Mishná (si no me equivoco, una parte del Talmud, la tradición oral judía) las Leyes de la Caridad. Explica que hay 8 niveles de caridad, que corresponden a diferentes de formas de ser caritativo. Resulta muy interesante leer cuales son y pensar en cuales utilizamos normalmente. 

Y os copio aquí para que podáis leerlas:
Hay ocho niveles de caridad, cada uno más grande que el anterior.
[1] El mayor nivel, por encima del cual no hay más grande, es ayudar a un hermano judío concediéndole un regalo o un préstamo, o entrar en sociedad con él, o encontrarle un empleo, a fin de fortalecer su mano hasta que ya no necesita depender de otros...
[2] Un nivel menor de la caridad es dar a los pobres sin saber a quién se da, y sin que el receptor conozca de quien recibió. Pues esto es realizar una mitzvá exclusivamente por el honor de los Cielos. Esto es como el fondo "anónimo" que había en el Santo Templo de Jerusalén. Allí, los justos daban en secreto, y los buenos pobres se beneficiaban en secreto. Dar a un fondo de caridad es similar a este modo de la caridad, aunque uno no debería contribuir a un fondo de caridad a menos que sepa que la persona designada en el fondo es de confianza y sabio y un buen administrador, como el rabino Hanania ben Teradion.
[3] Un nivel menor de la caridad es cuando uno sabe a quién se da, pero el destinatario no conoce a su benefactor. Los grandes sabios solían encaminarse en secreto y poner las monedas en las puertas de los pobres. Es digno y verdaderamente bueno hacer esto si los que se encargan de distribuir la caridad no son confiables.
[4] Un nivel menor de la caridad es cuando uno no sabe a quién se da, pero el pobre conoce a su benefactor. Los grandes sabios acostumbraban atar las monedas en sus ropas, y las arrojaban hacia atrás, y los pobres se acercaban y recogían las monedas de sus ropas para no avergonzarse.
[5], un nivel menor que esto es cuando uno da a la persona pobre directamente en la mano, pero da antes de que le pidan
[6], un nivel menor que esto es cuando uno da a la persona pobre después de que se le pide.
[7], un nivel menor que esto es cuando se da de forma inadecuada, pero de buen grado y con una sonrisa.
[8], un nivel menor que esto es cuando uno da de mala gana.

Cierto es que muchas veces aplicamos este nivel, el más bajo de todos, y aunque siga siendo caridad, que forma tan triste de ser generoso, ¿no? Por lo menos el nivel 7 ofrece una sonrisa, que bien barata es y con todo lo que alegra… deberíamos usarla mucho más a menudo.
Ahora os invito a pensar en “¿Cómo nos gusta que nos ayuden?”. Desde luego, todos elegiríamos que nos ayuden sin pedirlo siquiera y que sea de buena gana, vamos, al menos con una sonrisa, ¿no?
Me parece un precioso tema de reflexión que quería compartir con vosotras para cerrar nuestro mes de “Dar es mejor que recibir”.

Sé que muchas habéis cumplido el reto y lo habéis publicado, pero tanto la Alpaca como yo estamos algo desconectadas y no podremos recoger vuestros retos este mes… (¡¡lo sentimos mucho!!). Volveremos con nuevas ideas en cuanto nos pasen un poco las locuras personales que nos abordan últimamente, así que… hasta nuevas noticias:

¡¡¡el mes de junio os damos vacaciones!!

10 comentarios:

  1. Hola!!! Pues nada, solo deseo que todo fluya y vaya bien... mucha fuerza y mucho ánimo!!
    Dejo aquí mi post del reto que me animé a participar... por si le quereis echar un vistazo. :)
    Besos
    http://byterenya.blogspot.com.es/2013/06/reto-de-mayo-dar-es-mejor-que-recibir.html

    ResponderEliminar
  2. Hola, yo publicaré luego, pero he hecho muy poco, casi nada este mes...

    ResponderEliminar
  3. No conocía esos niveles, que interesante! Gracias por compartir sobre este tema e invitarnos a reflexionar sobre ello. Besos y feliz sábado!

    ResponderEliminar
  4. Holaaa.. pues nada, mucho ánimo!! Y a relajarse!!! Mi reto ya esta publicadoooo... y vacaciones en Junio!! Pues estupendo!!

    besotes mil!

    ResponderEliminar
  5. Entrada muy interesante. Vosotras desliaros que aqui estaremos esperando nuevos retos!
    Muaks

    ResponderEliminar
  6. Muy interesante esta entrada.
    Como has mencionado el tema religioso, pues yo te cuento un poco la mía:
    Se recomienda ayudar en primer lugar a las personas cercanas, familia, vecinos, amigos etc. y una vez que esto está hecho entonces vamos más lejos.
    No pasa nada si ayudas de forma pública, pero si lo haces en secreto mucho mejor porque entonces está claro que lo haces por altruísmo y no por las apariencias o el agradecimiento.
    Y se da mucho valor a las personas que aunque necesiten no piden, por eso es importante qué nos fijemos en quién nos necesita y nos adelantemos a ayudar aun cuando no nos han pedido.
    También es algo muy negativo echar en cara las ayudas dadas. Lo típico de decirle a alguien "es que yo una vez te ayudé...". Las ayudas deben ser sin esperar nada a cambio.
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Que bueno lo de los ocho niveles nunca lo había leído. Por lo demás no se preocupen que bastante tienen ya como para ponerse a pensar en retos. Eso si o vamos a extrañar este mes. Yo también dejo el link del reto de Mayo por si alguien quiere pasar.
    http://mimamaesunloro.blogspot.com/2013/06/12-meses-12-retos-mayo.html

    Muchos besos y suerte con la pitufa!!

    ResponderEliminar
  8. Me ha gustado un montón. Y sí, la verdad que ayudar de mala gana creo que es casi peor que no ayudar. Es egoísta e hipócrita al mismo tiempo. Un besote!!!

    ResponderEliminar
  9. Un post precioso. Espero que pronto os podáis centrar otra vez y retomar estos retos tan chulos.
    Bss

    ResponderEliminar
  10. Un poco de desconexión os vendrá bien.

    ResponderEliminar

Un blog se alimenta de tus comentarios, pero por favor, se respetuoso.

Posts relacionados